Destino Barranqueras

No haber bajado en Goya nos pone en una situación extraña. Días sin bajar del barco hacen que el tiempo agudice sus capacidades para confundir. Alejandro y Pablo V. han bajado para desarrollar la actividad  prevista en Goya, una observación del equinoccio. En la lancha hacia tierra han bajado otras tantas personas, Meliá entre ellas. Han subido otras más. La maniobra se hizo a la mañana temprano. Yo ando levantándome temprano y veo los amaneceres (que al igual que los ocasos, no sé porqué tenemos la sensación de estar viendo algo único).

A1

A1

A2

A2

A3

A3

A4

A4

A5

A5

A6

A6

A7

A7

A8

A8

A9

A9

A10

A10

A11

A11

A12

A12

A13

A13

A14

A14

A15

A15

Cada vez que sube alguien nuevo hacemos las debidas presentaciones, la entrega de los sombreros toba, los pines con la estrella de Renzi, los cuadernitos, las cajitas de Claudia, los lápices, los calendarios.

Por lo general y salvo excepciones, las personas que hacen tramos cortos de la travesía, quedan extrañadas. El grupo ya es casi un organismo al cual se hace difícil ingresar. No hay muchos resquicios. No se planea eso, pasa nomás. Una extraña dinámica que nos tiene atrapados.

Algo en el paisaje va cambiando. Poco pasa, el ancho del Paraná es tal, que no se ve mucho de lo que sucede en las orillas. A veces el barco se acerca a una de ellas y es posible ver trazos de actividad.

Pasan barcos cargados, la mayoría de granos, soja.

Pere, el gran inventor de frases, dice: “Es que aquí no pasa nada, y cuando pasa, se le saluda”. Vuelven las carcajadas.

La risa en el barco es así, a mandíbula batiente. Todo cuanto puede pasar: escasez de agua, malhumores, disgustos, lo que sea pasa enseguida. La risa, todo el tiempo, va allanando crispaciones.

Y hasta nos hemos puesto a cantar. Oscar y Jorge nos guían en este mundo bastante desconocido.

En algún momento, ya no recuerdo cuándo, Oscar nos sienta en un sillón a algunos y nos hace repetir unos cuantos sonidos, a mi me suena a letanía. AESOOOOUUUSHNPRRRRRRR.

Camalote es la ópera que está componiendo y “ensayamos” en cubierta durante varias tardes.

“Vamos a entrar cantando a Asunción”, dice Oscar. No sería mala idea.

Ensayo en Cubierta

Ensayo en Cubierta

Anuncios

6 pensamientos en “Destino Barranqueras

  1. Cobra sentido esas conversaciones frente a Arcis, aquellas en que hablabamos del Paraguay profundo, de lo extraño de tus tierras. Y ahora mira donde estoy, viajando sobre estos relatos; he comenzado un extraño viaje sobre el río que trazaron tu y ese grupo de extraños pasajeros; una ira cinematográfica vibra en mi imaginación, las cicatrices monumentos, estos amaneceres que son de un mundo que para mí se me hace paralelo, el territoriode los césares, un cuento interminable, un gran lugar que estremece, quizás porque no se explica, quizás porque está situado en unos papeles olvidados, bajo la piel de un gigante, debajo de una sombrilla eterna de un escritor desquiciado; en un lugar irreductible, aunque sea por lo insensato, lo desproporcionado, lo virtuosamente fuera de todo. Ya comienzo el viaje y este es el primer puerto, el del embarque, el deseo, el ansia, el imaginario de la llegada, para mí será una asunción imaginada; ya enviaré más reportes de este viaje.

  2. yo estuve en la charla magistral y el concierto de Oscar Edelstein en paraná y me parecío ALUCINANTE, hermoso, y buenísima su presencia, el piano (increíble, virtuoso hasta el paroxismo y con esa música tan intensa y moderna) pero también sus comentarios luego del mini concierto me dejaron pensando y buscando por semanas ya que también soy música, hay muchas mas cosas suyas en la web, yo tenía muy buenas referencias sobre él, pero que bueno comprobar en directo que es tan accesible, al menos eso me pareció en ese encuentro, ahí me entero por el diario de paraná que estuvieron tres días en mi ciudad! qué lastima que no avisaron mas y mejor. Por suerte encontré éste, tu blog, lleno de referencias y notas sobre la expedición. Un verdadero hallazgo y la sorpresa de leerte, Lia. Gracias por poner mas info de esa aventura.

    Juliana

    • Juliana!
      Qué gusto que estas anotaciones sirvan para acercar la expedición, para acercarte también a vos.
      Gracias por pasar por aquí!
      Lia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s