Escribir, editar, existir en Paraguay – Artículo publicado en el Correo Semanal – UH – Sábado 25 de junio de 2011

Escribir, editar, existir en Paraguay
Lia Colombino

Existir en el Paraguay no es cosa fácil. Tampoco lo es escribir, tampoco editar. La edición es un trabajo que aquí tiene mala prensa y suele ser sinónimo de armar libros e imprimirlos.
Pero editar es mucho más que eso. Editar es, primero que nada, leer. Pero leer con ojos de laboratorista, buscando algo que de antemano no se sabe. Editar es encontrar lo que el autor quiere decir. El editor trabaja al costado del autor, abriéndole camino, dotando su proyecto de sentido.

Editar luego es imaginar la palabra en el papel. Trabajar también con alguien que sepa poner esas palabras en el papel, dejándole hacer su trabajo. El diseño y la diagramación son también trabajos de edición, porque se debería intentar decir algo con ese diseño, con esa particular ubicación en página del texto en cuestión.
Y editar luego, y recién luego, es hacer del texto (de su puesta en página), algo tangible. Elegir el papel, la textura, lo que tocará el lector cuando esté leyendo esa otra textura que es el texto, es (debería ser) un evento poético.
Pero editar, aquí, tiene mala prensa, lo he dicho más arriba (y existen excepciones honrosas). Editar se limita a poner en página sin pensar en el texto, a imprimirlo y a organizar luego una presentación en la cual alguien suele elogiar al autor, al texto, etc. Y ni siquiera se habla de honorarios para que el autor y el editor reciban compensación por su trabajo. Pocos son los autores y editores que pueden acceder a un pago por el trabajo que suponer escribir, crear, leer, sugerir, acompañar, cuidar, etc.

Existir como editorial (no como mero centro productor de libros), entonces, resulta algo extraño en este medio.
Y no sólo extraño sino difícil. Conseguir fondos para este trabajo resulta bastante impensable cuando el medio no entiende este trabajo como real. Tampoco el mercado es una opción, ni se compran tantos libros ni se lee.

Pero, a pesar de todo, se existe. Y el trabajo desde las editoriales independientes se hace con el tiempo que sobra de las tantas actividades que se desarrollan, se hace colaborativamente, con el motor del deseo, que es poderoso e insistente.
Llegará el tiempo en el cual cada vez más personas valoren un libro (sea este concreto, sea este digital) y que también se vea que detrás de ese objeto existe una persona que lo ha escrito, otra que lo ha leído, otra que ha mirado cada palabra de tan cerca como para saber si su lugar es ese, otra que las ubica bellamente en página y que dota al objeto de su rostro (que ojala devuelva la mirada al posible lector que se detiene enfrente). Las editoriales independientes, pequeñas y alternativas: agradecidas.

Publicado en el Correo Semanal – Ultima Hora – Sábado 25 de junio de 2001

Anuncios

Un pensamiento en “Escribir, editar, existir en Paraguay – Artículo publicado en el Correo Semanal – UH – Sábado 25 de junio de 2011

  1. Si. Me agrado mucho este compartir desde el enfoque de los que llevan consigo la vocacion o el oficio de ser editores. Y mas aun de llevarlo a la practica en un medio bien dificil como el nuestro. Condiciones estas que no hacen sino agregar meritos mas de lo que ya poseen. Es muy interesante el post, porque descorre el velo que oculta generalmente aspectos minimos…de detalle que hace a vuestra gestion…y que por este motivo puede que tampoco se valore. A partir del detalle es que cobra cuerpo la totalidad. Y es este punto el que rescato. Solo augurarles mejor y compensada cosecha. Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s