La risa en el taller

En los talleres, a veces, no todas, uno encuentra gente con la que comparte no sólo esas horas a la semana. A veces, uno hace amistades entrañables. Este fue el caso de Al filo.

Al Filo de la Palabra – Taller de Gabriela Yocco

Durante varios años, desde el 96 al 99, asistí al taller literario Al Filo de la Palabra. Lo coordinaba Gabriela Yocco, esa semilla de palabras que nos recibía en su casa del barrio de Caballito en Buenos Aires, a pocas cuadras de la Plaza Irlanda (luego sería Paternal).

Quería pasar por esa experiencia de taller y, en 1996 no esperé más. Aproveché la ocasión cuando mi buena amiga Valeria Peroni me dijo “vos buscás algo y yo voy también” (o algo así). Agarré La Maga y llamé a un par. Cuando me atendió Gabriela creo que su voz hizo todo y en pocos días, un sábado a la tarde, estábamos Valeria y yo sentadas en esas sillas de mimbre, expectantes ante ese primer día de taller.

Esas ganas de taller me duran hasta ahora.